Ante la reciente situación de riesgo de contagio por la propagación del agente biológico
COVID-19, hemos desarrollado soluciones estandarizadas de rápida implantación de
separación y autoprotección. Las mamparas protectoras garantizan la seguridad tanto de
usuarios como de trabajadores en un entorno ergonómico de trabajo, minimizando en lo
posible contagios involuntarios.
La función de la mampara protectora es crear un filtro físico transparente entre personas,
garantizando la distancia de seguridad sin perder contacto visual. En aquellas aplicaciones que
lo requieran, estas protecciones también pueden ser fabricadas en materiales opacos o
translúcidos, donde la claridad de la luz traspasa la mampara, pero se mantiene la privacidad
del usuario.

mamparas protectoras

Ventajas

Las mamparas protectoras fabricadas en Policarbonato PC, Polimetacrilato PMMA o Polietileno Tereftalato Glicol PETG, ofrecen la máxima transparencia, estabilidad estructural, facilidad de procesado y resistencia química. Debido a esta estabilidad estructural y facilidad de procesado de los materiales, podemos ofrecer soluciones simples, con mínimos elementos de fijación y soporte. Además, gracias a los más de 25 años de experiencia en el mecanizado específico de materiales plásticos, podemos diseñar y mecanizar las mamparas protectoras a medida, según las necesidades del usuario. 

Si comparamos estos materiales con el tradicional vidrio, además de ser materiales más ligeros, ganamos en seguridad: Estos materiales termoplásticos son anti-rotura, destacando especialmente el policarbonato. Por el contrario, si bien es cierto que la resistencia química de estos materiales es amplia, los agentes químicos agresivos pueden alterar su capacidad de transparencia. 

¿Cómo limpiarlas?

Para asegurar la durabilidad de estas mamparas de protección, recomendamos la limpieza y desinfección utilizando detergentes y agentes de limpieza con base neutra. No se deben utilizar productos a temperaturas superiores a 80ºC. Es muy importante no utilizar productos de base alcohólica, como puede ser el gel hidroalcohólico, ya que altera la superficie del material, dejando una apariencia de material rayado. Los productos en base de hipoclorito de sodio (lejía), hidróxido de sodio (sosa cáustica) o bicarbonato sódico no presentan reacción adversa alguna, siempre y cuando se trabaje a temperatura ambiente.

ESTE PROYECTO SE HA LLEVADO A CABO GRACIAS A LA AYUDA RECIBIDA POR PARTE DEL  IGAPE PARA LA ADQUISICIÓN DE UNA FRESADORA, DE UN COMPRESOR Y DE MATERIAL CON EL FIN DE PODER FABRICAR Y VENDER MAMPARAS PARA LA LUCHA CONTRA LA COVID-19.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies